Escalopines al oloroso

DSC_1423

Siguiendo con el ideario de este blog, hoy vamos a disfrutar de otra receta fácil y sabrosa.

De hecho, la única dificultad que entraña es cortar los solomillos de cerdo en filetes, tema que puede ser resuelto si te llevas medianamente bien con el carnicero que te suministra y se lo pides como Dios manda y como se tiene que pedir las cosas en esta vida, con una sonrisa.

Los ingredientes:

 DSC_1399

  • Dos solomillos de cerdo.
  • Un vasito de vino oloroso. En este caso, y como os habréis dado cuenta no es el de siempre (lo tengo reservado para dos nuevas recetas especiales) y lo he comprado a granel en Rafael, el gorito que tengo ceca de casa, por eso no sale la botella, pero es de calidad.
  • Un chorreón de aceite, que se me olvidó poner en la foto, iba con prisas.
  • Sal

Modus operandi:

Fileteamos los dos solomillos, que quedaran como se ven en la fotografía siguiente

DSC_1400

Pondremos los escalopines a macerar en el oloroso por espacio de dos horas

 DSC_1401

A las dos horas, freiremos en una sartén con un buen aceite de oliva virgen extra hasta que estén doraditos, ver foto siguiente

 DSC_1421

Para servirlos nuestra recomendación es hacerlo acompañados de unas setas de base (una de esas recetas nuestras de fondo de nevera), un arroz blanco o ambas cosas a la vez.

DSC_1422

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>